sábado, 30 de mayo de 2015

Mar negro



Título original:
      Mar negro
Título en español:
      Mar negro
Autor:
      Bernardo Esquinca
Editorial:
      Almadía
Páginas:
      181



¿La vida en la Tierra sólo puede evolucionar, o también mutar en creaturas amenazantes, propias de la prehistoria y del horror? ¿El amor es motivo suficiente para traer a un hombre de regreso de la muerte? ¿Es verdad lo que creemos saber sobre La Luna, o nuestro satélite natural encarna un misterio irresoluble en el cielo terrestre? ¿Los juguetes infantiles pueden convertirse en mensajeros de furiosas maldiciones?
     En esta colección de cuentos, Bernardo Esquinca abre interrogantes cuyas respuestas se encuentran al otro lado de los miedos que nos definen como humanos. El temor a lo desconocido; el espanto que late dentro de la cotidianidad; el escalofrío que nos recorre cada vez que vivimos una de estas tétricas historias que, merced a las emociones que depiertan, quizá ya hemos soñado, o quizá se encuentren grabadas desde hace siglos en el inconsciente colectivo.
      Con un pulso que no duda ni por un instante y un intinto que lo conduce hasta el nervio más sensible de nuestras pesadillas, el autor escribe estas piezas narrativas como quién disecciona un cadáver para adentrarse en su alma y su historia.



Hola hola! Por fin una nueva reseña! dos semanas después... Estos meses han sido tan jodidamente complicados, todo se me vino encima por todos lados, pero por fin puedo disfrutar de un par de días de vacaciones... Y digo días porque la próxima semana me toca trabajar fuera de la ciudad de martes a sabado, y luego de eso el siguiente lunes entro a los cursos de verano, por lo que siguen 7 semanas más de estar de arriba para abajo. Por eso estoy aprovechando este sábado para programar ualgunas entradas y que esto no se quede abandonado por tanto tiempo. Y pues ya saben que es en estos momentos cuando en verdad aprovecho también para regresar comentarios ^^U Pero en fin, vayamos con el libro de esta semana... Confieso que Bernardo Esquinca es el segundo autor mexicano que leo. Siempre he sido algo malinchista y siempre he creído que lo más que podía ofrecer mi país eran Telenovelas y demás “churros” parecidos. (NOTA: Sé que muchos de los que se pasan por aquí no son mexicanos, así que me veo en la necesidad de explicar que un “Churro” es el equivalente mexicano [y corriente] del cine B, son películas baratas, filmadas a la carrera y malas, muy muy malas. Y es esta palabra [Churros] lo que define al cine actual “comercial” mexicano, lamentablemente). Pues bien, gracias al único programa radial que escucho “Radio Mórbido”, me he enterado un poco más de obras mexicanas que SÍ valen la pena. Afortunadamente no todo en México son novelas de Televisa, ni cine de Eugenio Derbez ni, mucho menos, libros de pseudoautores como Jenni Rivera, Ernesto Dalesio o Yuya. En México también hay talento, y una prueba de ello es Bernardo Esquinca.

      Esta obra, está conformada por 10 cuentos de terror, algunos excelentes, otros bastante olvidables, unos mejores que otros, etc. Lo normal, nada es perfecto. Pero ¿Por dónde empezar? El primer cuento de la antología, titulado Los padres antiguos es bastante extraño, y en mi muy particular punto de vista es de los cuentos que menos terminan de convencerme en cuanto a desarrollo, pero funciona muy bien para comenzar a generar tensión en el ambiente y prepararte para los demás.

      La narración en cada historia es en primera persona, no se abusa de descripciones largas, tediosas o innecesarias, el autor va directo al grano, lo cual no es forzosamente malo, pero si afecta en historias como Los padres antiguos y El encorvado, en donde no me hubiera importado que se explayara un poco más, al menos unas 6 o 7 páginas más para cada una de esas historias hubiera sido interesante.

      Lamentablemente la mayoría de las historias son muy cortas y no dan tiempo de que uno logre conectar con los personajes o con la situación que se nos presenta, en algunos casos (de hecho, en casi todos) el desarrollo de la historia falla un poco y son realmente pocos los cuentos que estoy seguro de que AMÉ literalmente, mientras que en algunas historias como “Mar de la tranquilidad…” y “Como dos gotas…”, no terminé de entender la historia.

      De todas formas, Bernardo Esquinca es un autor que vale la pena leer y pienso darle otra oportunidad, además de que al ser terror, me ofrece una oportunidad para apreciar lo que se produce en mi país. Y, finalmente, les dejo la lista de los relatos incluidos. Saludos!

Lista de cuentos:

 Los padres antiguos (7/10)
Torre latino (5/10)
Mar de la tranquilidad, océano de las tormentas (6/10)
Como dos gotas de agua que caen en el mar (6/10)
La otra noche de Tlatelolco (9/10)
El ciego (5/10)
El brazo robado (9/10)
Ven a mí (9/10)
Sueña conmigo (6/10)
El encorvado (7/10)

*Nota: Entre paréntesis está la calificación de cada historia, y en negritas mis historias favoritas de esta antología.

7/10

4 comentarios:

  1. Eyyy!!!
    Es una muy buena nota! Me encantan los cuentos sobre todo de este género, espero encontrarlo por acá!, ánimo con ese trabajo fuera de la ciudad y espero ver algunos churros mexicanos jajaja.
    Un besito que estes muy bien :)
    P:D: novela gráfica es una historia que sale en un tomo, tiene un comienzo y un final. Los cómics son historias pequeñas, las típicas que conocemos,bueno... ya sabes.

    ResponderEliminar
  2. Holaaaa.
    Ánimooo, espero disfrutes tu semana y que te vaya bien en lo que viene :D
    Debo decir que el libro se ve bastante bueno. Me lo apuntaré :D
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Hola!!!
    No soy muy fan de leer cuentos porque a veces la extensión me es insuficiente... pero ya que le das de regulares a buenos a todos o fuiste muy blandito o no hay ninguno tan malo y que parece que tengo ganas de leer algo diferente es que me ha llamado la atención, y si lo consigo, pues trataré de leerlo.

    Un beso!!!

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! yo me quería comprar este libro aunque no sabía bien de que iba jeje, pero ya me lo has aclarado y creo que puedo esperar un poco más. Saludos

    ResponderEliminar